La construcción del nuevo cementerio tendrá que esperar

El pleno del mes de noviembre deja sin efecto el anterior estudio de viabilidad económica realizado en el año 2013 con el fin de actualizarlo a las actuales circunstancias

El Ayuntamiento de Tordesillas ha aprobado este martes en pleno la derogación del actual estudio de viabilidad para ejecutar un nuevo camposanto en la localidad así como su gestión. En el año 2008 y de la mano de Marlines Zarzuelo se puso de manifiesto la necesidad de la creación de un nuevo espacio, lo que llevaría a poner en marcha los trámites de expropiación de terrenos entre la carretera a Zamora y su variante.

Tal y como constatan desde el equipo de gobierno municipal, fue en el año 2013 cuando el actual alcalde, José Antonio González Poncela, y el pleno, aprobaron un Plan Económico y Financiero para poner en marcha un nuevo cementerio con la idea de hacer un contrato de gestión de obra, en el que la empresa adjudicataria fuera la encargada de construirlo y los gestionara.

En este proyecto se incorporaba como obra a realizar un tanatorio, así como recursos para optimizar esa inversión. “Los años de crisis no permitieron por aquel entonces poder tramitar este cementerio al no haber empresas que pudiera entrar. Había subastas en Ayuntamientos similares y quedaban desiertas porque no existía liquidez”, apunta el primer edil. En este trascurso de tiempo también ha cambiado esta situación con la construcción de diferentes tanatorios en Tordesillas, “lo que deja un poco descatalogado el proyecto inicial, y lo que nos lleva a que a día de hoy tengamos que derogar ese proyecto, contratar un nuevo plan económico y financiero con las características actuales. Desde que se construyeron los nuevos tanatorios, el espacio municipal ya prácticamente ni se utiliza, lo que nos hace ver que estas empresas están cubriendo con sus servicios la oferta, por lo que de nada sirve continuar con un proyecto que no esta actualizado a la situación actual”, concretaba González Poncela.

El actual camposanto se ha visto desbordado, ya que al año debe asumir cerca de medio centenar de defunciones , bien es cierto que gran parte de las familias de la localidad cuentan con algún panteón de enterramiento, aunque cada año el espacio se ve más reducido.

Desde la oposición, Miguel Ángel Oliveira apuntaba que “recibí con sorpresa y preocupación la inclusión de este punto en el Orden del día. Desconocemos la intención de elaborar un nuevo informe sin tener en cuenta el anterior ni su posible actualización, además no nos queda claro si hay una intención real por parte del equipo de gobierno de poner en marcha el proyecto y cuál seria el modelo a elegir. Hay que tener en cuenta que los terrenos expropiados donde va situado el proyecto fueron  para este fin, su no realización o puesta en marcha pondría en duda la justificación de expropiación forzosa de la cual el propietario todavía no ha hecho efectivo el cobro, como así nos informo la técnico de nuestro Ayuntamiento” apostilla el popular.

 

 

Esta web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Si continúa navegando dará su consentimiento para su aceptación.

ACEPTAR