La festividad otoñal llenó este sábado de ambiente el centro de la Villa, donde se consumieron más de una tonelada de castañas asadas para disfrutar de esta tradición

Por primera vez, Tordesillas disfrutó este sábado de su propio ‘Magosto’, una fiesta tradicional originaria del norte de España, que contó en su estreno con centenares de vecinos y visitantes. La Plaza Mayor se convirtió en un punto de encuentro perfecto, desde primera hora de la tarde, para la degustación de cerca de 1.200 kilos de castañas, las cuales pudieron ser disfrutadas gratuitamente por los asistentes. Dichas castañas pudieron asasrse gracias a dos tambores de 200 litros de capacidad, montados en hilera, los cuales permitieron disfrutar a los participantes de un proceso de elaboración centenario.

De esta manera se ponía de relieve un uso tradicional declarado de Interés Turístico Regional desde el año 2008, y se hacía en medio de un ambiente folclórico, amenizado por diversos grupos tradicionales. En el encuentro estuvo presente Miguel Ángel Oliveira, alcalde del municipio, entre otros representantes municipales, que valoraron positivamente el desarrollo de una jornada organizada en colaboración con el CIT de Tordesillas y de la mano de FECITAL (Federación de Centros de Iniciativas Turísticas de Castilla y León).

Fotografías: Diego Rayaces (Propiedad Tordesillas al Día).