Según se ha dado a conocer a través de un borrador del plan sanitario, solo se postergará el confinamiento nocturno los días 24 y 31 de diciembre, permitiéndose además los viajes entre comunidades

Tal y como se ha dado a conocer este martes a través del borrador del documento ‘Propuestas de medidas de salud pública frente a la Covid-19 para la celebración de las fiestas navideñas’, elaborado por el Ministerio de Sanidad y que se llevará al Consejo Interterritorial para su análisis y debate con las comunidades autónomas, el Gobierno Central plantea limitar las reuniones navideñas a seis personas. Con el objetivo de limitar la participación en las cenas de estas fechas festivas a miembros que no pertenezcan al mismo grupo de convivencia, esta limitación se aplicará en caso de que exista algún miembro externo no conviviente habitual, al menos durante Nochebuena, Navidad, Nochevieja o Año Nuevo, donde se suelen celebrar las comidas y cenas más multitudinarias.

Es decir, que los parientes que se unan a la celebración deberán pertenecer al núcleo de convivencia. Si no, no se podrá exceder la cifra de seis personas, que es la que establece la Comunidad Autónoma de Castilla y León para la reuniones sociales. Sin embargo, una familia de 10 personas podrá celebrar la Nochebuena con normalidad, ya que viven juntos.

Además, durante las celebraciones navideñas, se mantendrá el confinamiento nocturno, no pudiendo salir a la calle en los horarios establecidos en cada comunidad autónoma tras la declaración del estado de alarma. Eso sí, los días 24 y 31 de diciembre se ampliará el horario, limitándose la movilidad desde las 1:00 horas a las 6:00 horas. Paralelamente se recomienda evitar o minimizar las reuniones en el ámbito social, tales como celebraciones de amigos o cenas de empresa.

En cuanto a la movilidad entre comunidades, se pide evitar, como norma general, los viajes que no sean estrictamente necesarios, aunque se permitirán viajes entre comunidades, siempre con la máxima precaución. En el caso de los viajes internacionales, los ciudadanos procedentes de un país o zona de riesgo deberán presentar un test con resultado negativo y realizado en las 72 horas previas a la llegada a España. De lo contrario, los servicios de sanidad exterior se lo harán a su llegada. Quienes viajen al extranjero, no obstante, deberán atenerse a las normas o restricciones que se apliquen en los países de destino. Además, el Ejecutivo recomienda a los estudiantes universitarios que regresan a casa para las vacaciones que limiten las interacciones sociales los días anteriores de su regreso a casa y que extremen las medidas de prevención.