Los rojiblancos visitan al Almazán, que no pierde en su campo desde octubre y lleva once partidos consecutivos invicto

Informa: Andrés Villagarcía Sanz

Difícil exámen el que tiene el Atlético Tordesillas este domingo. Los rojiblancos visitarán Almazán a partir de las 17:00 horas, con el objetivo claro de volver a puntuar a domicilio tres meses después. No lo tendrán fácil ya que se enfrentarán a uno de los equipos más en forma en el campeonato ya que no conoce la derrota desde hace once jornadas y en La Arboleda no caen desde el 12 de octubre.

Los de Turiel, que en casa se están mostrando muy fuertes sumando cuatro victorias consecutivas, no son el mismo equipo cuando se alejan de Las Salinas. No ganan desde el 6 de diciembre, cuando lo hicieron en campo del Burgos Promesas, sumando desde entonces un solo empate y cuatro derrotas seguidas ante Real Ávila, Cristo Atlético, La Bañeza y la última y más dolorosa ante el Atrio Bupolsa por un contundente cinco a cero.

La última victoria en casa ante el San José por tres a uno puede dar ánimos a los rojiblancos para buscar ganar de nuevo en un campo muy complicado como es La Arboleda. Para ello, el entrenador de los tordesillanos tendrá las importantes bajas de Lamas, Rafa, Josete, Adalia, Iván y Lerma. La convocatoria la forman dieciséis futbolistas: Sergio, Chuchi, Ruiz, Joni, Villa, Cristian, Viti, Bayón, Pablo, Abraham, Kike, Juanmi, Héctor, Mato, Carlos y Rubo.

En frente, un Almazán que suma siete victorias y cuatro empates en los últimos once partidos, acumulando tres meses sin conocer la derrota. La última vez que cayó fue ante la Gimnástica Segoviana el 6 de diciembre. Una increíble racha que le ha colocado en sexta posición a tan solo un punto del Zamora y seis por encima del Torde, con la salvación practicamente cerrada una temporada más.

Los sorianos se han mostrado intratables hasta ahora en su campo de La Arboleda, sumando ocho victorias y tres empates, solo cayendo derrotados en dos partidos. Desde la 9ª jornada no conocen la derrota en su campo, en la que el Zamora pudo asaltar el fortín de La Arboleda ganando por la mínima. Un campo que no se le da nada bien al Torde, que no sabe lo que es ganar allí desde 2006, sumando dos empates y cuatro derrotas en las seis veces que ha visitado Almazán desde entonces.

Un Almazán que suma 39 goles a favor en lo que llevamos de temporada, anotando 21 en casa y 18 a domicilio, siendo es el séptimo conjunto que más marca. En contra, 31 tantos encajados, veintidós menos que el Torde, recibiendo solo 10 en casa y 21 fuera siendo el sexto equipo que menos goles recibe.

El colegiado del encuentro será el burgalés Calleja Castrillo, asisitido por García Fernández y Gonzalo San Esteban. Ya sabe lo que es dirigir un partido a cada equipo, lo hizo al Atlético Tordesillas en su empate a uno frente a La Bañeza en Las Salinas y al Almazán en su derrota en La Arboleda ante el Burgos Promesas por dos goles a tres. Hasta el momento a dirigido diez encuentros con cuatro victorias locales, cuatro visitantes y dos empates.

Fotografía: Diego Rayaces