El primer teniente de alcalde, José Luis Rojo, hace un balance “muy positivo” de estos dos años al frente del ejecutivo local en conjunción con el PP.

¿Qué valoración hacéis de estos dos años de legislatura?

Muy positiva. Hemos vivido un año marcado por la pandemia y con muy pocas posibilidades de hacer cosas, pero este 2021 hemos llevado a cabo muchos proyectos y obras, donde se ejecutarán cerca de 3,3 millones de euros de inversión. Con ello estamos pudiendo realizar cosas que tanto PP como Vox llevábamos en nuestro programa electoral.

¿Cómo ha sido esa unión entre PP y Vox en el Ayuntamiento?

Al principio los comienzos son difíciles hasta llegar a un buen acuerdo. Ahora el entendimiento es muy positivo. Respetaremos el pacto de gobierno hasta final de legislatura, ya que la viabilidad de las diferentes propuestas depende de esa unión en el equipo de gobierno sin necesidad de dar prebendas a nadie.

¿Cuáles han sido vuestras aportaciones al pacto de gobierno?

La principal aportación, aparte de nuestra gestión al frente de los servicios sociales, ha sido aportar esa experiencia de los años. Con Oliveira tengo una conexión directa, y las decisiones son del equipo de gobierno. Vox aporta cosas que el PP no llevaba en su programa, aunque coincidíamos en la gran mayoría de cosas, como inversiones, potenciar el polígono o el arreglo de calles.

Habéis estado al frente de Servicios Sociales. ¿Cómo ha sido vuestra actividad?

El Centro de Día ha funcionado con todas sus actividades hasta que arrancó la pandemia. Esperamos pronto reabrirlo, ya que se adjudicó la gestión del bar además de incorporar algunas mejoras tanto técnicas como de pintura de todo el centro. También hemos gestionado la unidad de respiro, un servicio vital para las familias de Tordesillas. Bien es cierto que hemos vivido una etapa complicada con las residencias de ancianos con motivo del Covid-19, pero hemos estado detrás de ello. En el caso de la escuela taller seguiremos luchando con la Diputación para que instale en Tordesillas una vivienda tutelada y que esperamos que pueda ser incluida en los presupuestos provinciales.

¿Cómo se ha llevado a cabo la gestión de la pandemia?

En algún momento nos hemos llegado a adelantar al gobierno central. Con nuestros errores, hemos tomado decisiones en función de lo que era mejor para los vecinos. El año pasado cerramos las piscinas y se nos criticó mucho, pero no estábamos dispuestos a que pudiera ser un foco de contagio. Se ha hecho un desembolso económico importante en la limpieza de calles y adecuación de instalaciones públicas y colegios a los protocolos necesarios.

¿Cuáles van a ser vuestras líneas de actuación a corto plazo?

Se van a ejecutar 3,3 millones de euros mas el remanente en una serie de actuaciones que incluyen la urbanización de casi dos kilómetros de calles, y a través de las cuales se va a intervenir en toda la red de saneamiento y abastecimiento. Además estamos con el proyecto de cubrir la pista del CEIP Pedro I, una puesta a punto del Palacio de los Alderete, el arreglo de la piscina municipal de verano o la mejora de las travesías, entre otras.

¿Cómo valoráis la labor de la oposición?

La oposición no ha tenido implicación y precisamente la pandemia era un momento en el que estar todos a una. Estaba en juego la salud de todos los vecinos. Han estado dejando pasar el tiempo sin hacer apenas ninguna aportación.