La Plaza de Pepe Zorita se ha convertido de nuevo en el lugar elegido por cerca de medio centenar de vecinos, que cacerola en mano, han mostrado su repulsa a la gestión de la crisis del COVID-19 realizada por parte del ejecutivo central

Por segundo día consecutivo, vecinos de la localidad, se han echado a la calle para mostrar su disconformidad con la gestión del gobierno de Pedro Sánchez durante esta crisis del Covid-19. Los cerca medio centenar de personas, algunos con cacerolas y banderas de España, han expresado su sentir con gritos de «libertad», «Sánchez dimisión» o «fuera chavistas». Las protestas que comenzaron en el Barrio Salamanca de Madrid se han extendido a otras ciudades, y Tordesillas también ha sido el lugar elegido para esta protesta.