La justicia da la razón a la empresa, que construirá finalmente una nave industrial en las parcelas anexas a la actual fábrica, consideradas suelo rústico, donde se invertirán más de 4 millones de euros

La empresa A y B Hislabor espera comenzar próximamente las obras de ampliación de su planta de producción. Esta supondrá la instalación de una nueva nave industrial de más de 20.000 metros cuadrados en las dos parcelas anexas ubicadas en la parte posterior de la actual fábrica, lo cual permitirá ampliar su cadena de producción, según la compañía, hasta llegar a la creación de cerca de un centenar de puestos de trabajo.

Durante el tiempo de exposición pública, una bodega aledaña a sus instalaciones denunció el acuerdo, argumentando que la memoria presentada y sometida a información pública, no contenía la información necesaria sobre la nueva instalación, señalando una supuesta infracción de la normativa de evaluación ambiental -se afirmaba que no se habían valorado los efectos de esta ampliación al Medio Ambiente- o el presunto incumplimiento de la condición del carácter aislado de las construcciones. En este sentido, la bodega aludía que se estaba realizando una construcción en un núcleo de población en suelo rústico, lo cual, afirmaban, “era contrario al propio PGOU”.

Sin embargo, el Consistorio echó entonces mano del reglamento jurídico para preparar una defensa que ya resultó favorable al Ayuntamiento en 2018, y que tras alegaciones pertinentes, se convierte en sentencia firme a fecha de 2020.

El alcalde de Tordesillas, Miguel Ángel Oliveira, ha calificado de “excelente” esta noticia. “Con esta ampliación se crearán nuevos puestos de trabajo en Tordesillas y su comarca, lo que servirá para afianzar población en el mundo rural. Entra dentro de nuestra política como equipo de gobierno, crear empleo en la localidad y generar riqueza, para hacer un Tordesillas mejor”.

La empresa cuenta con 25 años de historia dentro del sector de la mercería y las fornituras para la moda y que está arraigada en Tordesillas desde el año 2011. Con una superficie de 35.000 metros cuadrados, sus instalaciones de Tordesillas centralizan toda su producción, fijando en nuestro municipio su principal núcleo de distribución. Los diferentes entornos de trabajo dan respuesta a las necesidades de especialización que demanda el mercado, que tiene en el mercado un total de 180.000 referencias diferentes y que provee de sus productos a grandes marcas nacionales e internacionales.