El consistorio invierte alrededor de 10.000 euros para la reposición de las placas de bronce hurtadas el pasado mes de febrero, ubicadas en las Casas del Tratado, la estatua de Juana I en palacio Alto y otra de la Calle San Antolín

El Ayuntamiento de Tordesillas junto con la Concejalía de Turismo, han llevado a cabo una inversión cercana a los 10.000 euros para la reposición de las placas de bronce que el pasado mes de febrero fueron robadas de estos lugares emblemáticos para la historia de la villa. Estás se encontraban colocadas en: Casas del Tratado; la estatua de Juana I en palacio Alto; y otra en la Calle San Antolín. Una usurpación que ha obligado al consistorio a restituir con fondos municipales.

“Es tarea obligada del Ayuntamiento de Tordesillas reponer las placas robadas en los principales monumentos, estatuas o hechos que acontecieron en Tordesillas. Lamentamos el robo de estas placas, pues tenían un valor sentimental y económico muy importante para el pueblo de Tordesillas. A día de hoy no se ha dado con los culpables y no hay muchas esperanzas de recuperarlas. Las investigaciones realizadas por la Guardia Civil y la Policía Local, no han dado con los ladrones de placas” declara Miguel Ángel Oliveira, alcalde de Tordesillas.

Al acto de colocación, han estado presentes diversos miembros de la corporación municipal, encabezados por el propio alcalde, además de los concejales Miguel Ángel Posada, Jesús Carro y el Diputado Provincial, Javier González.

Relieve Vista de Tordesillas

Este se encuentra ubicado en el exterior de las Casas del Tratado. La anterior obra fue realizada por Andrés Coello, mientras que esta segunda recreación, ha sido desarrollada por su hijo Gonzalo Coello. La pieza mide 40 x 150 centímetros. El relieve original con la vista de Tordesillas fue realizado en 1994 con motivo de los actos conmemorativos del V Centenario del Tratado de Tordesillas y la restauración del edificio.  Fue realizado  en bronce a la cera perdida por Andrés Coello, inspirándose en la vista de Tordesillas realizada en el año 1570 por Antón Van Der Wyngaerde. Su autor, conocido también como Antonio de las Viñas  estuvo al servicio de Felipe II y fue conocido como el mejor dibujante de vistas de ciudades en su época.  Realizó unas 60 vistas de ciudades españolas que se guardan en la Biblioteca Nacional de Viena y en el Victoria and Albert Museum de Londres principalmente.

En esta obra  nos presenta una panorámica del frente sur de la población, vista desde el otro lado del río, y en la que se pueden apreciar las principales  iglesias y ermitas

Placa escultura Reina Juana I

Una de las más emblemáticas es la placa situada en el pedestal de la escultura de la reina Juana I de Castilla, y que se ubica en el Palacio Alto. La escultura muestra a la reina portando su corona en la mano y el mundo a sus pies.  La obra fue realizada por el escultor zamorano Hipólito Pérez Calvo. La reposición de la placa ha sido desarrollada por Bronces Perero y cuenta con unas medidas de 40 x 120 centímetros.

Placa Bicentenario de la Guerra de la Independencia

Como broche final a los actos de la celebración del bicentenario del “Sitio de Tordesillas”, organizados por la Concejalía de Turismo en el año 2012, se colocó esta placa conmemorativa, que deja constancia de la liberación de la localidad por el 6º ejército de Galicia, y la Jura de la Constitución por el pueblo de Tordesillas. Esta placa se encuentra ubicada en la calle  de San Antolín y la reposición ha sido elaborada por el mismo autor originario de la pieza, Bronces Perero. La placa cuenta con unas medidas de 50 x 70 centímetros.

La inauguración de esta placa contó con la presencia de autoridades civiles y militares, especialmente la Brigada de Infantería Aerotransportada Galicia VII, con sede en Pontevedra, y al Tercio Norte de la Armada Española con sede en Ferrol, por ser las unidades que en la actualidad representan a lo que fue el 6º ejército español que liberó Tordesillas de ocupación francesa. También se contó con la presencia del General Jefe de la 4ª Subinspección del Ejército y Comandante Militar de Valladolid y Palencia. Los actos finalizaron con el desfile militar de los recreadores históricos con salvas de honor.

Tordesillas constituyó un enclave importante durante ese periodo histórico, pues fue centro de operaciones del ejército galo. Napoleón Bonaparte se alojó en la Hospedería del Real Monasterio de Santa Clara, y  fue la villa natal del guerrillero Saturnino Abuín, además de formar parte del eje estratégico Valladolid-Medina de Rioseco-Tordesillas.